Hot in Cleveland

LA VIDA A LOS TREINTA

Es exponencialmente peligroso estar desesperado, ser viejo y haber ido a parar a Cleveland en vez de a París. Si no que se lo digan a Valerie Bertinelli, Jane Leeves y Wendie Malick, las protagonistas de Hot in Cleveland, una serie de la tele por cable TV Land, que se ponen en el papel de tres mujeres adultas que van a parar por casualidad a un destino que no esperaban en absoluto y dicen empezar una nueva vida allí –normal porque la suya deprimiría hasta a Espinete-. En fin, regresiones infantiles a parte, la cuestión es que pese a ser una argumento terriblemente sobado y adaptado a todo tipo de formatos -seguro que hay una aplicación para el iPhone inspirada en el mito de la solterona empedernida- la creación de Suzanne Martin resulta ser un producto bastante aceptable, que no peca de soberbio y navega entre la carcajada más profunda y las situaciones embarazosas.

No suelo ser una gran seguidora de las sitcoms, a excepción de algunos títulos muy remarcados como la consagrada Friends, Rules of Engagement o How I Met Your Mother, pero en este caso, las estridentes risas enlatadas son lo único que falla dentro de un cócktail perfecto, eso y Betty White. Me imagino que la veterana actriz y única Chica de Oro que queda en pie, ha sido el reclamo principal para bajarse el piloto, pero yo la encuentro perdida en una generación que le viene grande –probablemente ahí esté el gancho de la cuestión– pero a mi me embotona la pantalla. Sus aportaciones más que producir risa se acercan un poco más a la vergüenza ajena, aunque hay momentos en que sabe aprovechar su condición de vieja gloria y se marca algún que otro diálogo antológico, pero por lo demás justita al lado de Wendie Malick, para mi, el verdadero atractivo de la serie. Y no lo digo porque tenga veneración por las mujeres cincuentonas y deprimidas que no se han reciclado profesional y personalmente, si no porque Malick sabe llevar a Victoria al lugar que le pertenece y se hace dueña indiscutible de la pantalla, dejando a Bertinelli y Leeves en la más pura penumbra. Salvo las actuaciones de las actrices, poco más queda que destacar. Los capítulos se estructuran en unos compensados 20-28 minutos que dejan al espectador con buen sabor de boca pero sin aburrirlo y lo más importante, sin el estúpido: anteriormente en… cosa que odio profundamente, sobretodo en las series dramáticas. Creo que la aportación al mundo audiovisual y televisivo de Hot in Cleveland no es a nivel cualitativo, ni tampoco competirá en los Emmys en dieciocho categorías diferentes, pero guarda cierto encanto. Además los temas tratados son puntos con los que el espectador puede enfatizar y sentirse identificado. ¿Quién no ha tenido nunca una mala cita o no ha superado un divorcio, o simplemente ha querido empezar de cero?

Resumiendo, lo interesante de Hot in Cleveland no es su argumento, ni tampoco lo que pasará en el próximo capítulo, es el viaje que hacemos con sus personajes, como les vamos cogiendo cariño, nos reímos con ellos, les empezamos a conocer y la posibilidad de desconectar del mundo por unos 20 minutos, que eso, siempre se agradece. Hay algunos aspectos mejorables y me imagino que Martin será inteligente e irá añadiendo algún que otro personaje cuando la trama flojee y sepa encauzar la serie para terrenos innovadores y no quedarse en los meros clichés de la sociedad que narra.

Primera impresión: 6/10

Trackbacks

  1. […] No contenta con el éxito cosechado en Hot In Cleveland, la dorada Betty White se ha enrolado en la nueva temporada de Community que llegará el próximo […]

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: