Pretty Little Liars

SUSPENSE PARA ATURDIR LOS SENTIDOS. Para ver Pretty Little Liars has de cerrar los ojos y dejarte llevar. Sumergirte en un producto que sale de la factoría pequeña de la ABC, ABC Family, y nada a caballo entre Sé lo que hicisteis el último verano y Gossip Girl. Basada en las adolescentes y llenas de acné, novelas de la escritora Sara Sephard y llevadas a la pantalla por la misma base casposa que la originaria, Marlene King, la nueva propuesta para los más pequeños de la casa narra las aventuras de un grupo de chicas que comienzan a recibir extraños mensajes tras la muerte de su amiga Alison, un año después de su desaparición en un misterioso accidente en una casa abandonada.

Definitivamente el mundo del audiovisual está sufriendo una profunda crisis existencial; ya no se hacen ideas como antes y lo que es peor, ahora ya buscamos la inspiración en las hojas de los libros en vez de las páginas de nuestro subconsciente. Nadamos en terrenos pisoteados, devastados por la avaricia del hombre, que no hace otra cosa que explotar el filón vampírico, pre-adolescente, lleno de chicas de buen ver que marcan los síntomas de su inminente madurez y canciones de moda para intentar mover rápidamente la tensión de una escena a otra. Pretty Little Liars –Pequeñas y bonitas mentiras– es lo que Almodóvar al cine; una pesadilla que se propaga descontroladamente por el globalizado siglo XXI de Zygmunt Bauman, pero que aún así, tiene su público. Si, nos referimos a esas adorables amas de casa, de pelo cardado y cómodas zapatillas caseras, que esperan con ahínco lo nuevo del director de Ciudad Real. Y se aprenden los diálogos, por supuesto.

Pues eso es Pretty Little Liars; una serie abyecta y mal planteada que lo único que busca es adormecer tu cerebro en un tarro de formol. La historia, como ya hemos citado antes, no busca emocionar, ni romper clichés, al contrario, los remarca, para dejar claro al espectador al target al que va dirigido y como espera que éste reaccione: coleando y rasgándose las vestiduras por llegar a ser como las perdedoras protagonistas de la serie. Que dicho sea de paso, ninguna logra superar la mediocre barrera del cinco en la escala interpretativa de lo que se acepta como buen actor. Aunque si algo nos ha enseñado Crepúsculo, es que se puede crear un fenómeno de masas mediante primeros planos de hombres engominados y con lentillas imposibles. Pero no me distanciaré del verdadero objeto de análisis y es que, más que como una serie, Pretty Little Liars debería integrase en el marco actual del grupo social de la juventud incipiente. Es otro efecto más del mal planteado The Vampire Diaries o Flashforward; adaptaciones aburridas que tergiversan el discurso original del autor.

Bob Levy, Leslie Morgenstein y la misma Marlene King se lucen al dotar de presupuesto una serie que sólo puede triunfar en el contexto actual de una sociedad narcotizada por los best Sellers, ansiosa de historias planas que no les hagan pensar y que les meta la justa dosis de suspense en el cuerpo para pasar el día. Lo demás no importa. Tanto el argumento, como las actuaciones, como el posterior montaje, realizado precisamente para evitar que nos fijemos en el pésimo guión que vertebra el piloto, ni se molestan en competir por lo que podría ser un interesante y enriquecedor producto, y prefieren tirar por el camino del medio. En definitiva, otra basura más que llega para amenizarnos el verano y poco más.

Primera impresión: 3,5/10

Comments

  1. jpgilmore says:

    ufff no se….una critica un poco dura no? Vale que la serie no va a ser la nueva LOST ni se va a llevar un emmy pero no se parece entretenida y light para el verano , nos ofrece el regreso de grandes actrices como Laura Leighton (que aunque este año la vimos en Melrose place creo que eso es mejor olvidarlo) y Holly Marie Combs (a la que no habiamos visto el pelo desde Embrujadas) y ademas tiene una buena actriz entre sus 4 protagonistas pues creo que Lucy Hale ya es un motivo por el que ver la serie , ¿que esta llena de cliches? Sí , pero actualmente que serie sobre adolescentes y misterio no los tiene,En fin que en mi opinion es una serie mas que entretenida para el verano y no es merecedora de una critica tan dura aunque bueno el libro de los gustos ya sabemos como esta =D

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: